domingo, 26 de febrero de 2017

me empieza a gustar el sexo con travestis


sábado 25 de febrero, noche, mi cuarto
botella de whisky a medias, ríos de babilonia en los auriculares
llevo casi dos meses sin coger con nadie
desde principios de enero, más o menos
cuando un travesti de veintipocos disfrazado de beyonce o una cosa por el estilo
 me abordó en la madrugada al salir borracho de la terraza colonial:
"dame 100 pesos y te la chupo" me dijo
"y me trago la leche" añadió
"me quedé sin un puto peso bailando con las putas del colonial" le dije
"no importa, vamos allá donde está oscuro"
fuimos
el travesti vestía minifalda y tacones
las enormes tetas de silicón rebosaban por fuera de la blusa
la boca pintada de fucsia eléctrico
pestañas postizas de un centímetro
el pelo negro largo y sedoso y con brillitos
su perfume evocaba una tarde soleada en el bosque paseando con la mujer amada
"sácate el pájaro" dijo arrodillándose en la banqueta
acercó su boca fucsia y me electrificó la escopeta con sus labios
me la estuvo chupando un buen rato igual que la chupa gianna michaels en las porno
luego se la puso entre aquellas dos montañas plastificadas que brotaban de su pecho
y apretó con fuerza y comenzó a masajearla
"su puta madre, qué rico" dije
y 20 segundos después, un pequeño geiser de semen surgió de lo profundo de mis huevos
y acabó derramado sobre la barbilla de beyonce
"uy, qué puerco eres, mijo" exclamó beyonce mientras se
limpiaba el semen con los dedos y luego los chupaba
"eres un puto viejo asqueroso" me dijo
"si quieres podemos ir a mi casa" me dijo
"si no te gusto como beyonce puedo ser scarlet johanson" me dijo
me guardé el pájaro de regreso en la jaula
y le di a beyonce un beso en la boca
"dame tu teléfono y te llamo uno de estos días" le dije
pero nunca lo llamé dado que
a menos de andar puesto de alcohol hasta el culo
la idea de coger con un puto no me atrae demasiado

domingo 26 de febrero, madrugada, cuchitril de mierda donde vive beyonce
un cartón en el piso, una botella de tequila vacía
beyonce y yo, despatarrados sobre el cartón
nos pasamos un cigarrillo mientras el amanecer se insinúa del otro lado de la ventana

si yo llevara un diario y tuviera otra vez 25 años
(no lo llevo y soy un puto vejestorio sumido en la decadencia)
en la página correspondiente a este día tendría que escribir entre signos de exclamación:

creo que me he vuelto a enamorar



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...