sábado, 24 de noviembre de 2012

SUEÑO ETERNO



Aburrimiento extremo,
sueño nulo.
De mi mente, soy cebo.
Ya no soy uno.
Perdí mi pensamiento
en minutos
que caminan sin dueño.
Borre el culto.
Vivo con nuevo credo.
Lloromudo,
cansado de los restos.
Lo que sufro
es parte de mi miedo
por ser mundo;
es parte de mi miedo
por ser nulo.
Se me paso la noche
sin mi turno.
Y yo, ya no me duermo.

1 comentario:

  1. Este poema es para cantarlo, parece una canción. Un abrazo, Sergio.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...